LA HERENCIA

Las conductas de los seres humanos en muchas circunstancias son muy difíciles de comprender y analizar cuando detrás de ellas suelen ocurrir hechos inesperados y que traen aparejados reacciones no siempre alineadas con el raciocinio.
La obra teatral LA HERENCIA de la argentina-israelí Andrea Bauab plantea una interesante indagación sobre tales conductas donde los prejuicios étnicos y la negación a ciertas verdades y realidades son puestas de manifiesto. Los pre-conceptos a los diferentes,el rechazarlos antes de conocerlos y la negación al acercamiento hacia alguien que pueda tener algo en común, es lo que trasciende de esta propuesta artística
La dramaturgia del texto gira en torno a un encuentro inesperado de dos hermanas que desconocían de sus existencias, y que son convocadas por un abogado para firmar una conformidad a una herencia dejada por el padre de ellas debido a la muerte del mismo en un accidente vial.
El padre legalmente casado en este país era poseedor de un campo de 3.000 hectáreas y que su hija,recibida de ingeniera agrónoma, recorrió y disfruto toda su vida. La otra residente en Israel, también era legalmente reconocida. El encuentro es violento y agresivo en mayor medida por la ingeniera que no entiende razones, y ve a la otra como una impostora.
Las imploraciones del abogado son rechazadas, las explicaciones no son atendidas, pues la relación de su familia eran normales para la hija agrónoma.
Pero no siempre las cosas se dan como las ve o quiere ver uno y aquí después de tal desencuentro la razón aflora, debido al descubrimiento de una armonía familiar que no lo era tal, por el contrario muy conflictiva. También sale a relucir el tráfico de bebes en la zona norteña del país a cargo de su madre enfermera y que el padre descubre. Esta es una de las causales del conflicto matrimonial y que el padre no pudo tolerar. Este mercado clandestino, es una de las tantas aberraciones que se comete con la gente de bajos recursos por la hipócrita sociedad.
El texto muy rico en la indagación de las reacciones humanas debía tener una dirección que partiendo de tal riqueza la plasmara en el espacio escénico y quien sino Daniel Marcove logró con su talento concretar tal objetivo .
Las actuaciones impecables ,trasmiten al espectador el dramatismo sin exageraciones, que las situaciones generan y aquí está también la solvencia de la dirección.
Una obra que se adentra en los secretos de muchas familias que se guardan, se ocultan durante muchísimo tiempo y cuando son conocidos nos produce una nefasta sensación de haber vivido en la mentira.

JAIME TARASOW-AMTRADICION 1580.

TEATRO EL TINGLADO-DOMINGOS 20.30hs.OCTUBRE 2018

Comentarios

Entradas más populares de este blog

BITNUS

CLARIVIDENTES

M.A.L (mercados limitados asociados)